Publicado en BBC Mundo, 17.12.2007.

Brasil, Bolivia y Chile se comprometieron este domingo en La Paz a concluir en el primer semestre del año 2009 la pavimentación de un corredor que atravesará los tres países y que unirá los océanos Atlántico y Pacífico.

Los presidentes de Brasil, Luiz Inácio Lula da Silva; de Chile, Michelle Bachelet, y de Bolivia, Evo Morales, suscribieron la declaración de La Paz.

En la misma, ratificaron “su firme compromiso con el proceso de integración regional, especialmente en el ámbito de la infraestructura física”, para lo que comprometieron “la voluntad política y cooperación”.

Bachelet y Lula arribaron a La Paz en una tarde fría. Luego de reunirse por aproximadamente una hora con Morales, los tres mandatarios suscribieron la declaración en un acto en el Palacio de Gobierno.

El discurso del presidente Morales fue interrumpido por unos minutos porque el ministro de Justicia de Brasil, Tarso Genro, sufrió un desmayo por una baja de presión atribuida a la altitud, según el informe médico de la delegación del gobierno brasileño.

Inversión

Según el ministro de Obras Públicas de Bolivia, José Kinn, el 75% del corredor está pavimentado, por lo que en algunos casos sólo queda mejorar las vías.

Ese corredor, que unirá los puertos Santos de Brasil y Arica e Iquique de Chile, tendrá una longitud de 5.850 kilómetros.

Chile invertirá US$93,2 millones; Brasil US$132,8 y Bolivia US$373 millones.

La construcción de la obra permitirá ahorrar costos de transporte, de tiempo y también integrará a las poblaciones dispersas en su recorrido.

Relaciones bilaterales

La presidenta Bachelet, en su discurso, dijo que “no se trata solamente de construir una carretera, sin duda vamos a construir una carretera, pero es mucho más que eso, porque lo que hay detrás es un proyecto en el que hay una visión sobre el futuro de nuestra región articulado al proceso de integración (en el) que nosotros entendemos al mundo”.

La mandataria chilena agradeció las muestras de cariño recibidas desde su llegada al aeropuerto ubicado en la ciudad de El Alto, donde en octubre de 2003 los ciudadanos protagonizaron duras protestas sociales en contra de la exportación de gas por Chile.

En esa misma urbe, Bachelet recibió este domingo las llaves de la ciudad y fue declarada huésped ilustre, señales que contribuyen a crear confianza, según dijo la presidenta.

Bolivia y Chile no tienen relaciones diplomáticas a nivel de embajadores desde 1978, cuando se frustró un posible acuerdo para que Bolivia pudiera acceder al Océano Pacífico.

Morales también agradeció a Bachelet porque “hemos creado una gran confianza entre dos naciones, entre dos pueblos, entre las Fuerzas Armadas, los empresarios, de pueblo a pueblo, de gobierno a gobierno y de presidente a presidente”.

Morales calificó la reunión de “histórica”, no sólo porque tres presidentes se reúnen, sino porque los tres provienen de sectores excluidos de sus países, como son los obreros, las mujeres y los indígenas.

Consideró que el corredor es de vital importancia porque une a Chile, que está en el Pacífico; a Brasil, sobre el Atlántico, y a Bolivia, que es el corazón de Sudamérica.

Petrobras

Lula destacó que “más importante que el impulso comercial que se le dará a las exportaciones, es que la carretera llevará desarrollo a las poblaciones remotas al interior de nuestros países”.

Bachelet tenía previsto regresar la misma noche del domingo a su país, mientras que Lula permanecerá este lunes en La Paz para sostener una reunión con Morales.

Esa cita es considerada de mucha importancia para ambos países, porque se constituirá en un relanzamiento de las relaciones bilaterales luego de un año turbulento.

Las relaciones entre Bolivia y Brasil sufrieron muchos tropiezos este 2007, sobre todo por la política de estatizar del presidente Morales.

La principal afectada de esa política fue la estatal petrolera de Brasil Petrobras.

Fuentes oficiales de Brasil anunciaron nuevas inversiones de Petrobras en Bolivia, que estarían por encima de los US$700 millones.

Vía: www.bbc.co.uk

Anuncios