BBC Mundo, 11/12/06.- Los líderes latinoamericanos finalizaron la II Cumbre de la Comunidad Sudamericana de Naciones con un llamado a una mayor integración regional.

Fotografía: AFP 

La cumbre tuvo lugar en Bolivia a la par de una reunión de grupos de indígenas del continente latinoamericano.

Pero hubo tensiones en el medio, ya que grupos opositores bolivianos buscan una mayor autonomía en ciertas áreas.

Líderes de campaña han instado a cientos de miles de simpatizantes a manifestarse la semana entrante.

Festividades

Una banda de música acompañó a la multitud a la llegada de los presidentes invitados.

Parecía más un festival de música que un encuentro de gobernantes de Estado.

El presidente venezolano, Hugo Chávez; el presidente boliviano, Evo Morales y el presidente electo de Nicaragua, Daniel Ortega, se dirigieron a una multitud de 40.000 personas en el estadio principal de Cochabamba.

Grupos de indígenas del continente estaban invitados al evento, que se realizó paralelamente a la cumbre.

El propósito: hacer un llamado para el fin del libre comercio.

Pero, en sus encuentros oficiales, los presidentes produjeron pocos resultados concretos.

Entre otras cosas, se barajó la posibilidad de crear un Parlamento Sudamericano, con una sede administrativa en Brasil. Su objetivo sería crear un bloque político similar a la Unión Europea.

Sin embargo, el progreso principal fue el establecimiento de futuras conversaciones.

División

A pesar de que los líderes de Sudamérica hablaban de unidad, Bolivia está cada vez más dividida.

En la ciudad oriental de Santa Cruz, miles de personas marcharon el sábado a favor de la autonomía regional y de una mayor participación en la elaboración de la nueva Constitución de Bolivia.

En esta cumbre de Cochabamba, el presidente Chávez acusó al movimiento pro autonomía de estar aliado a lo que él denomina el imperialismo de Estados Unidos.

Agregó que Venezuela estaba lista para ayudar a Bolivia de cualquier manera.

Por su parte, los líderes de campaña bolivianos han pedido a cientos de miles de sus seguidores que realicen una manifestación la semana entrante para ejercer más presión en el Gobierno de Morales.

Vía: BBC Mundo

Anuncios